Militantes del SEU en la jornada patriota y ecologista de Cantabria

El pasado sábado 6 de junio tuvo lugar en Ramales de la Victoria (Cantabria) la primera Jornada patriota de ocio sano y voluntariado patrocinadas por La Falange y Alianza Nacional. En un ambiente de profunda camaradería y firme compromiso con nuestros valores, llevamos a cabo varias actividades cargadas de significado. Y todo ello con la asistencia de varios camaradas falangistas que dieron todo un ejemplo de compromiso y patriotismo desplazándose desde Madrid hasta Cantabria, demostrando que cuando hay voluntad, ni los madrugones ni lo kilómetros son un impedimento.

La Falange y Alianza Nacional tienen el firme propósito de erradicar la decadencia en la que está sumida el pueblo español. Y para ello queremos recuperar el patriotismo -su sentido verdadero de hermandad y entrega-, la vitalidad -recuperando los espacios naturales que las urbes postindustriales capitalistas nos han robado-, la religiosidad -recuperar la visión trascendente de la vida-, y la virilidad.

Por eso, sin apenas medios pero con fuerza, entusiasmo, entrega y fe en la victoria final, nos disponemos a emprender cada vez con más frecuencia acciones directas como la de este sábado en Cantabria, donde nuestro amor a la patria y a sus valores se plasmen en acciones positivas de ayuda a la nación.

Este sábado, empezamos con una ruta de senderismo de montaña desde Ramales hasta las cuevas de Covalana -disfrutando de la belleza sobrecogedora de los paisajes y del silencio reponedor del entorno-, seguida de la bajada de nuevo hasta la villa. Llegada la hora del almuerzo, disfrutamos de la comida montañesa en un restaurante cercano, para continuar la jornada con una plantación de árboles de distinto tipo en un punto simbólico: en el lugar donde tuvo lugar en 1839 la batalla entre carlistas y liberales.

Allí tuvo lugar, tras la plantación, el momento más emotivo del día, cuando los camaradas leyeron -con el respeto y la solemnidad que la ocasión merecía-  fragmentos del discurso fundacional de la Falange. Además, se procedió a la reflexión y la puesta en común de lo que ser falangista supone, no sólo como ideología, sino como compromiso y hermandad con los demás.

La jornada resultó un éxito indiscutible, por cuanto todos los asistentes renovaron su fe y su compromiso en la causa, y pasaron una jornada inolvidable que, sin duda, será semilla de algo bueno para la Patria.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s